Factores de éxito en su cirugía de nariz

¿Qué quiere saber sobre el procedimiento?

La cirugía de nariz debe cumplir algunos pasos IMPORTANTES:

  • La consulta médica

  • El estudio de la nariz para llegar al diagnóstico (Esto para determinar cuáles son las estructuras que hay que corregir
    y realizar la planeación adecuada de la cirugía)

  • Realización de la cirugía

  • El manejo del paciente en el postoperatorio y análisis de los resultados.



Recomendaciones para su consulta médica: El éxito en el resultado de su cirugía nasal depende de algunos factores que se trabajan en la consulta médica:

Deseo y resultados: El médico debe saber y conocer con la mayor claridad posible, qué es lo que desea el paciente y a su vez, el paciente debe sentir y entender con la mayor claridad posible, qué es lo que el médico puede conseguir.

Actividad del Paciente: Para que podamos entender lo que usted quiere, es muy importante conocer a qué tipo de actividad se dedica, ya que para quienes trabajan expuestos al público todo el tiempo, como por ejemplo: Actores de televisión, presentadores, gente encargada del servicio al cliente, gerentes de compañías y personas que durante su vida diaria están tratando continuamente con otras personas, su apariencia es fundamental y por lo tanto de ella depende un mejor desempeño en sus trabajos.

Motivación: Todos normalmente tenemos motivaciones diferentes para realizarnos la cirugía y esto se manifiesta en la consulta. Las mujeres, generalmente son más claras con relación a sus expectativas y motivaciones. Cuando llegan a la consulta, casi siempre tienen la idea clara de que es lo que quieren conseguir y con mucha precisión pueden hablar de los cambios que desean en la nariz para obtener el resultado adecuado. Los hombres Son un poco más tímidos en la consulta de la cirugía plástica de nariz y muchas veces consultan por problemas de respiración y sólo después de invertir algunos minutos hablando con el médico, se logra identificar, que además quieren tener un cambio en la apariencia de la nariz. Muchos de los pacientes masculinos acuden a la consulta acompañados por la hermana, la novia, la mamá o alguna amiga.

Las mujeres en este caso actúan como facilitadoras de la comunicación entre el médico y el paciente.

Las mujeres en nuestro medio están mucho más adaptadas a los cambios que los hombres. Cambian con frecuencia el color y estilo de corte de cabello, el maquillaje y el vestido. Por esta razón, entienden que los cambios producen un efecto directo en la imagen. Normalmente el cambio más importante en la apariencia masculina es la afeitada de la barba o el bigote o el cambio en la longitud del cabello.



Resultados masculinos: Cuando los hombres van a la consulta de cirugía de nariz muchas veces están preocupados por que el resultado no sea acorde con su rostro, o que este pueda tener una feminización. Afortunadamente, las últimas técnicas quirúrgicas y de análisis y diagnóstico permiten hacer cambios muy precisos que consiguen aumentar la armonía del rostro por medio de narices estructuradas y fuertemente masculinas.

Las Edades: El motivo de consulta depende un poco de la edad. Cuando los pacientes son adolescentes o son muy jóvenes, muchas veces consultan acompañados por sus padres. Estos entienden que una mejoría en la apariencia de sus hijos, puede tener un efecto positivo en la vida social y laboral posterior y por eso los alientan para que acudan a la consulta.

Los pacientes entre 18 años a 25 son más conscientes de su propia imagen facial y muchas veces consultan directamente buscando un cambio preciso en su nariz y en su rostro para mejorar la imagen. Los pacientes que ya han ingresado al mercado laboral y cuentan con recursos propios toman la decisión de una manera más independiente, porque no dependen de factores asociados, como la parte económica y quien va a pagar los costos relacionados con la cirugía.

El paciente ideal es aquel paciente que busca información y que está informado cuando va a asistir a la consulta y cuando se realiza el procedimiento. De ésta manera está en capacidad de hacer más y mejores preguntas, que le permitirán al médico entender más claramente cuáles son sus motivaciones y explicar con más claridad todo lo referente a la cirugía.

  • Pre - visualización de los posibles cambios: Durante la consulta el médico utiliza muchas herramientas para entender que es lo que desea el paciente. Entre ellas, con el paciente frente a un espejo, el médico le pide que describa con la mayor precisión posible cuales son los cambios que quiere obtener en su nariz. También se utilizan programas computarizados que ayudan a modificar las fotografías tomadas del paciente. Esto tomará un tiempo y es por eso que la consulta de cirugía plástica lleva más tiempo.

    Fotografías
    Haremos su estudio fotográfico estándar para cada paciente. La fotografía basal es la fotografía que se toma con el paciente mirando hacia arriba. En esta se evalúa la base y los orificios de la nariz incluyendo su simetría.

  • En la fotografía de frente, se ve la posición de la nariz en el centro de la cara. Se evalúa si esta torcida o no, si hay algún tipo de deformidad, depresión o montaña o abultamiento que se pueda corregir y se mira la relación de esa nariz con el resto de estructuras como el ovalo facial, los labios, lo ojos, las cejas y las orejas.
  • Una toma cenital permite ver la posición de la nariz de una manera más clara para identificar si hay desviaciones. Cada una de las fotografías se discute con el paciente, resolviendo cada una de las preguntas. Todas las preguntas se contestan de manera tan precisa como sea posible, para que usted este lo mejor informado posible.
  • Otras fotografías que se toman son fotografías de perfil para ver las protuberancias que puede haber en la nariz, y la relación de las alas de la nariz con la parte media que se llama la columnela.
  • Algunos pacientes llegan a la consulta trayendo fotografías de actrices o de actores famosos diciendo que quieren tener la nariz como la de esas persona, muchas veces el médico puede utilizar esas fotografía como guía para entender los resultados que quiere el paciente en su nariz, sin embargo, es importante tener muy claro que la apariencia de la cara no depende solamente de la nariz, sino de los ojos, las cejas, del ovalo facial y que nunca por más hábil que sea el cirujano, al hacer un procedimiento de nariz en un paciente va a lograr que sea exactamente igual a otra persona.

La segunda parte consiste en las aclaraciones que hace el médico al paciente, pues debe tener muy claro qué es lo que el médico puede conseguir.




Resultados reales. Es muy importante tener en cuenta que el médico no es un mago, ya que él no puede en todas las oportunidades realizar todos los cambios que desea el paciente, y así el médico sea el mejor cirujano, existen limitaciones propias como: el tipo de la piel del paciente, el modo de cicatrización y antecedentes de la nariz, estos factores hacen que no todas las cirugías tengan los mismo resultados.

Cada persona es única. Al observar a todas las personas que viven en el mundo nos podemos dar cuenta que todas las caras y narices son diferentes. En cada procedimiento que el médico haga va a obtener un resultado también diferente y este resultado va a depender básicamente, del tiempo que él dedique para entender qué es lo que quiere el paciente, la experiencia del médico y la capacidad de auto crítica con sus propios resultados.

Consentimiento informado. El médico explica al paciente cuales son los riesgos y posibles complicaciones de cada procedimiento antes de que el paciente tome la decisión, normalmente, esto se hace en un documento escrito que se llama consentimiento informado, en éste se anota el nombre del procedimiento y se puntualiza con mucha claridad lo que el médico y el paciente han hablado en la consulta para obtener el resultado deseado.

Relación Médico-Paciente. El vínculo entre médico - paciente es el punto de partida ideal, una buena comunicación y confianza son el ambiente propicio para obtener un resultado adecuado.

Diagnóstico. La segunda fase es el diagnostico que hace el médico de la nariz del paciente y de los puntos que hay que mejorar para obtener un resultado armónico para el rostro. Cuando el médico examina cuidadosamente al paciente, busca cuales son las partes normales o armónicas de la nariz y busca cuales son las partes que no son armónicas, porque son esas estructuras las que al modificarlas pueden tener el mejor efecto estético en la apariencia de la persona.

Medidas. Existen muchas medidas que el cirujano toma en cuenta para tener una guía en el análisis de la nariz, por ejemplo, en la vista frontal, al trazar tres líneas horizontales, una en el nido de implantación del pelo, otra que pase por los ojos, otra que pase por la nariz y el mentón; la cara debe quedar dividida en tres tercios de aproximadamente la misma longitud. De igual forma, al marcar cinco líneas verticales, que pasen por la orejas y por los ojos, la cara debe quedar dividida en cinco quintos aproximadamente iguales y la nariz debe quedar enmarcada dentro del quinto central.

Rotación de la Punta nasal. Hay ciertos términos que el paciente debe conocer para poder hablar claramente del análisis de la nariz, su anatomía y la armonía nasal; uno de ellos se refiere a la rotación de la punta nasal. La punta de la nariz en términos médicos se considera que es la parte más anterior de la nariz, a este punto se le llama: la punta nasal; si está desplazada hacia abajo se dice que la nariz esta rotada hacia abajo ó hacia arriba, sobre rotadas o sub rotadas, dependiendo de cada paciente.

Proyección de la Punta. Este es otro término que debemos conocer, si la punta está muy salida hacia adelante, entonces se habla que la proyección de la nariz es sobre-proyectada, y si está muy dirigida hacia la cara, se dice que la nariz es sub-proyectada.

Definición de la Punta. La nariz puede estar muy definida o puede estar muy pobremente definida dependiendo de algunos factores: generalmente una nariz que tiene la piel demasiado gruesa, se dice que la definición es muy poca, ya que no permite reconocer la estructura esquelética que da forma a la nariz; y por el contrario cuando la piel es muy delgada, se puede ver con mucha claridad cuáles son los factores esqueléticos que están afectando la forma de la nariz.

Medición Naso-labial. Tenemos varios métodos para medir la rotación de la punta, uno se llama la medición del ángulo naso labial, que al trazar una línea desde el punto donde nace la nariz al labio y otra línea del punto desde donde nace la nariz hasta la punta, debe haber un ángulo al que se le llama el ángulo naso labial, que puede variar entre 90 y 120 grados.

Medición de la Punta. Otra de las formas de medir la proyección de la punta, es midiendo el ángulo que se produce entre una línea vertical, que baja desde el raíz de la nariz con una línea que nace en el radix de la nariz y se dirige hacia la punta nasal, éste ángulo normalmente debe ser alrededor de 30 o 40 grados.

Medición basal. En la vista basal se toman algunas medidas que en ocasiones son muy útiles, al dividir la base nasal en tres partes, se va a encontrar que el lóbulo de la nariz es aproximadamente, un tercio del resto de la base nasal.

La toma de medidas es solo uno delos criterios que toma el cirujano para definir cual seria el mejro resultado para la cara del paciente que desea cirugía denariz, los deseos delpaciente, la raza, laedad, el sexo y los antecedentes de cirugias previas tambiendeben ser tomados en cuanta antes de la decision final

Armonía. En estas gráficas vemos exactamente el mismo dibujo pero solamente tiene una modificación en algunas de las estructuras. El rostro ubicado en la mitad, es un rostro que es considerado armónico, en el rostro de la izquierda, vemos como un cambio en la nariz cambia completamente la armonía facial y en el rostro de la derecha vemos como un cambio en el mentón modifica de una manera muy importante la armonía del rostro. Ver Más >>

La anestesia. Los últimos métodos anestésicos que se utilizan para cirugía de nariz hacen que el paciente se despierte rápidamente después de la cirugía sin nauseas, sin dolor y sin malestar, lo que hace que la recuperación sea cada vez más rápida.

La Férula. Dentro de la cirugía hay que seguir cuidadosamente las fases, tratar de la manera más amable los tejidos de la nariz, recuperar sus mecanismos de soporte y colocar una férula al final del procedimiento, que permita que el paciente sane de la manera más adecuada.

Fotografías postoperatorias.Después de la cirugía es fundamental tomarle fotografías de nuevo al paciente que nos permitan comparar si el resultado obtenido fue el adecuado y si era lo que el paciente deseaba y lo que el médico podía conseguir.

Cuidados y Medicación. Después de la cirugía el médico le da por escrito un listado de medidas generales y algunas veces utiliza medicamentos para el dolor y antibióticos. Posteriormente, se da la cita de control para hacer un seguimiento riguroso de su cirugía.