Reconstrucción Mamaria

¿Qué quiere saber sobre el procedimiento?

¿Qué es la reconstrucción mamaria?
La reconstrucción mamaria es el conjunto de técnicas quirúrgicas que permiten intentar recuperar el aspecto de las mamas y mejorar la calidad de vida de la mujer que ha sido sometida a una mastectomía. En países como Estados Unidos la reconstrucción mamaria inmediata, posterior a la mastectomía se ha convertido en regla. Por supuesto los beneficios frente a la reconstrucción son muchísimos.


Ilustración Reconstrución Senos


Ver procedimiento / Técnica quirúrgica


La solución a muchas de las enfermedades tumorales en el seno resulta ser en último caso la extirpación como método para tratar la curación de la enfermedad. En consecuencia se produce la alteración anatómica que puede ser total o parcial, y que afecta la forma y función de los órganos tratados. En estos casos el oncólogo y el cirujano plástico deben trabajar en conjunción para procurar la reconstrucción anatómica más cercana al órgano original.

Además de favorecer a la mujer, quien debe sufrir el choque psicológico y emocional, para el cirujano es más fácil preservar los tejidos y aprovechar el momento de la mastectomía para tratar de reconstruir el órgano, que enfrentarse a una reparación más compleja mucho más tarde. No obstante, la reconstrucción inmediata a la mastectomización depende del estadio de la enfermedad tumoral.

Esta circunstancia es una de las desventuras más tristes que puede llegar a enfrentar una mujer. Frente a esta condición el cirujano se ve en la necesidad de crear un nuevo seno, lo más cercano posible al antes existente, según las condiciones de cada paciente. La mayoría de pacientes que han sufrido una mastectomía y posterior reconstrucción mamaria refieren sentirse mejor al recobrar parte de su corporeidad y feminidad perdida.

El cirujano reconstructivo es un profesional médico que está interesado en escucharle y ayudarle a restablecer el ritmo normal de su vida.

Los devastadores efectos emocionales de una mastectomía pueden aminorarse por medio de una reconstrucción temprana. Entre más pronto se realice la reconstrucción mamaria, menor será el impacto depresivo que sigue a la pérdida de un órgano.


La candidata para reconstrucción mamaria
La paciente en reconstrucción mamaria

¿Cómo puedo saber si soy una paciente apta para la reconstrucción mamaria?

Es frecuente que el médico oncólogo remita a la paciente al cirujano plástico, cuando esta no ha sido tratada inmediatamente a la mastectomía. La selección indica que la afección tumoral debe haber sido totalmente erradicada.


CASOS MAMOPLASTIA RECONSTRUCTIVA


Mujer: 52 años - Reconstruccion mamaria con colgajo.
Reconstruccion mamaria con colgajo.



Consulta y Valoración

Una vez la paciente llega a la consulta y luego de un meticuloso examen físico, el médico puede determinar la posibilidad de la reconstrucción mamaria.

Las razones que mayormente argumentan las mujeres para recurrir a la reconstrucción mamaria posterior a la mastectomía son:

1 Sentirse completas nuevamente.
2 Recobrar la feminidad.
3 Deshacerse de la necesidad de utilizar prótesis externas.
4 Poder utilizar distinta ropa.



Preguntas e información generale sobre el procedimiento
Ver preguntas frecuentes




paciente apta para la reconstrucción mamaria



Reconstrucción Senos



Reconstrucción Seno



Consideraciones psicológicas y emocionales

Para la mujer que ha sufrido una mastectomía el impacto emocional y psicológico es la consecuencia de la alteración anatómica, pérdida parcial o total de un órgano que está ligado a la sexualidad, la autoimagen, la feminidad y la capacidad reproductiva. Es así como la paciente sufre un daño psicológico que se centra en su autopercepción corporal con posibilidades de alcanzar niveles significativos.




La mayor parte de las mujeres que han pasado por una mastectomía llevan consigo una historia anterior difícil como parte del tratamiento para combatir el cáncer de mama. La mención tan sólo de este padecimiento que amenaza la vida es ya un motivo de incertidumbre y preocupación.

El ajustarse a esta nueva condición es un proceso difícil que puede causar sentimientos de dolor moral, disgusto e impotencia, y que depende en gran medida del reconocimiento que se haga de sí mismo fuera de lo meramente corporal.

El apoyo de la pareja y el familiar se convierten en un factor determinante en la aceptación de una nueva condición. Pese a la complejidad psicológica y emocional que entraña este proceso, la paciente debe saber que la reconstrucción mamaria puede ser posible incluso en los casos más severos de mastectomía radical.

El cirujano plástico tiene el deber y el compromiso ético de luchar para conseguir el mayor realismo posible. Actualmente la reconstrucción mamaria ha desarrollado una serie de técnicas que permiten la construcción de una mama de aspecto más agradable.

La reconstrucción puede hacerse por medio de colgajos libres, colgajos cutáneos, musculares o musculocutáneos.
No obstante, es importante que el paciente entienda que la medicina no podrá nunca igualar lo que la naturaleza ha creado. Si bien es posible lograr resultados estéticos razonables, estos nunca alcanzarán la perfección del órgano original.

La mujer que considera la terapia quirúrgica de reconstrucción mamaria como una alternativa de solución a su problema hará bien en mantener expectativas razonables y realistas frente a su propia condición.

El cirujano plástico forma parte del equipo médico que junto con el oncólogo y el psicólogo le apoyarán en la recuperación de su enfermedad.