Esta información y sus vínculos no se debe considerar un consejo médico si no ha habido una consulta en persona con historia clínica y examen físico

Procedimientos - Técnicas y vías de implantación

¿Qué quiere saber sobre el procedimiento?

¿Qué abordajes existen para la implantación de las prótesis mamarias?

Una vez la paciente se encuentra anestesiada y completamente lista para el procedimiento, la doctora empleará alguna de los siguientes abordajes quirúrgicos, analizado con la paciente en el preoperatorio.

La anestesia

La cirugía de aumento mamario se realiza bajo anestesia general con inducción intravenosa y mantenimiento inhalatorio. Esto significa que la paciente permanecerá dormida durante la intervención, absolutamente tranquila, no percibirá dolor y permanecerá completamente indiferente a la cirugía. En esta misma página, en el capítulo titulado la anestesia usted encontrará una referencia muy completa sobre esta práctica médica, así como recomendaciones y observaciones.

Duración de la intervención

¿Qué duración tendrá la cirugía?
La duración en sala de cirugía para un aumento mamario es de aproximadamente 2 horas. Si la cirugía se acompaña de algún otro procedimiento este tiempo puede extenderse.

Preparación del paciente
El personal de salas delimita el campo quirúrgico específico de la intervención y pinta con alguna solución antiséptica una amplia zona del sitio a intervenir. Al entrar a cirugía se le canalizará una vía venosa mediante la colocación de un catéter a través del cual usted recibirá suero, fármacos anestésicos y todos los medicamentos que pueda requerir durante la intervención.

Usted estará recostada sobre su espalda con los brazos abiertos. Los codos se protegen con almohadillas para evitar cualquier molestia en el postoperatorio. La intervención tiene una duración de 1-2 horas. Puede o no requerir hospitalización dependiendo de las condiciones del paciente.


Técnica por acceso

Periareolar: Utilizada en mamas ligeramente hipertróficas.

Para el procedimiento la paciente permanecerá sobre la mesa quirúrgica en posición supina, recostada bocarriba, con los brazos abiertos. El cirujano traza las líneas de incisión circularmente, justo por dentro del borde areolar, medio círculo. Al ingresar por la vía periareolar, el cirujano puede penetrar la glándula mamaria directamente. El cirujano controla la pérdida de sangre o hemostasia con el uso de electrocoagulación.

Emplea separadores para la colocación de la prótesis y cierra los planos uno por uno cuidadosamente. La incisión periareolar se cierra con suturas subcuticulares invertidas y cintas adhesivas, de tal forma que no se emplean suturas externas. Solamente de percibe un pequeño nudo.

En algunas ocasiones, el cirujano colocará algún vendaje adicional antes del sostén. Las suturas se retiran a las 2 semanas.

Frontal








Lateral




Ilustración Prótesis Mamaria

Abordaje Inframamaria

El cirujano realiza una incisión curvilínea de 3 a 4 cm situada a unos 7-9 cm de la punta del pezón, según el tamaño del implante. Después de pasar el tejido subcutáneo el cirujano avanza por encima de la fascia del músculo pectoral o por debajo del pectoral mayor si se ha elegido la colocación submuscular de la prótesis. Una vez identificado el plano correcto el cirujano desarrolla un bolsillo de espacio suficiente para acomodar el implante. En todo momento el cirujano controla la pérdida de sangre o hemostasia meticulosamente con el uso de electrocoagulación.

Con ayuda de un separador coloca el implante y procede a cerrar las incisiones una por una. Actualmente se refuerzan las heridas con vendas adhesivas especiales que pueden aplicarse en lugar de los puntos de sutura. No obstante, esto es discrecional del cirujano. El cirujano analizará la necesidad o no de dejar drenajes. En algunas ocasiones se coloca un brasier postoperatorio.

Abordaje por acceso transaxilar

Este abordaje busca reducir la aparición de cicatrices en las mamas para lo que se utiliza la vía transaxilar, con lo que la incisión queda camuflada bajo la axila. El cirujano accede a través de un corte en la axila hasta crear un bolsillo bajo el músculo pectoral, aunque también puede utilizarse la misma vía para implantar la prótesis sobre este.

El cirujano introduce el implante empujándolo hacia abajo hasta cerciorarse que ha quedado en la parte más baja del bolsillo Se cierran las incisiones. Finalmente, el medio coloca un vendaje o sostén.





Ver También:
Ubicación del Implante >>
Posibles Complicaciones
Postquirúrgico / Después de la cirugía


Drenes
Drenes en mamoplastia